domingo, septiembre 19, 2021

En 2016, Marvel Television estaba en su mejor momento. El año anterior había estrenado con enorme éxito las series Daredevil y Jessica Jones en Netflix, las primeras dos del proyecto de “Avengers Callejeros” que culminaría años después con la miniserie Defenders. Por fin la división dirigida por Jeph Loeb estaba saliendo de la sombra del utrapopular MCU de Kevin Feige.

A lo largo de 2016, además de confirmar múltiples series adicionales para “Marflix”, el estudio anunció proyectos de lo más ambiciosos, como la superproducción pensada para IMAX The Inhumans (mejor no recordemos qué pasó con eso), las series de mutantes The Gifted (en coproducción con Fox) y Legion, y tres productos para jóvenes: Runaways (para Hulu), Cloak & Dagger y la comedia New Warriors (para Freeform).

Inhumans. Prohibido olvidar.

Esta última era de las más esperadas por los fans, ya que sería la llegada a la televisión de uno de los personajes de Marvel más populares del momento: Unbeatable Squirrel Girl. Esta “Chica Ardilla” era una creación de Steve Ditko (padre de Spider-Man) que el guionista Ryan North y la dibujante Erica Henderson habían convertido en un suceso gracias a un sentido del humor repleto de referencias al fandom y a la cultura pop en general.

El encargado de la adaptación fue Kevin Biegel, que venía de series en el mismo tono autorreferencial como Scrubs y Cougar Town. La idea era hacer un equipo de anti-Avengers, héroes improbables, más preocupados por su impacto positivo en el mundo que por luchar contra las amenazas interplanetarias.

Los cómics de Squirrel Girl son de los pocos “superhéroes cómicos” que realmente funcionan.

La serie estaría basada en los cómics de New Warriors de 2005, en los que el grupo de héroes conseguían financiación de una productora de televisión con la condición de que las cámaras los siguieran a todas partes. El equipo incluía personajes tan eclécticos como Mister Immortal, Night Thrasher y Speedball.

Después de una búsqueda en la que se consideraron actrices como Meg Whitman (Good Girls) y Shannon Purser (Barb de Stranger Things), Biegel encontró a la actriz perfecta para Squirrel Girl: la comediante Milana Vayntrub, que venía de la comedia Other Space y de una serie de avisos ultra populares de la red de comunicaciones AT&T.

En noviembre de 2017 Biegel terminó de filmar el piloto (un capítulo de “prueba” para que el canal decida si la serie se produce o no), y las reacciones fueron positivas. Su aprobación parecía asegurada. Al fin y al cabo, Marvel era una máquina de hacer plata y todas las demás propuestas (sí, incluída Inhumans) habían sido puestas en producción.

Pero New Warriors no. A pesar de la respuesta positiva de los miembros de la prensa que pudieron verla, el piloto quedó guardado en un cajón. El canal Freeform, también propiedad de Disney, decidió no seguir adelante con la serie y Marvel se negó a proponerla a otros medios de la misma empresa.

Y recién ahora, tres años después de la cancelación, su creador explica cuál fue la razón.

De izquierda a derecha, Mr. Immortal (Derek Theler), Debrii (Kate Comer), Microbe (Matthew Moy), Speedball (Callum Worthy), Night Thrasher (Jeremy Tardy) y Milana Vayntrub (Squirrel Girl).

En la noche del jueves, Biegel hizo un extenso hilo en Twitter (que borró a la mañana del día siguiente) contando la historia completa de la fallida producción, con fotos nunca vistas de Vayntrub caracterizada como el personaje y la verdad sobre lo que pasó con la serie, apuntando a un ejecutivo en particular.

La serie era orgullosamente gay”, dijo Biegel, “y un ejecutivo en especial la mató. Porque para él, un sorete heterosexual con plata, era demasiado gay. Después lo despidieron de su compañía por ser un mal tipo. Nosotros, por otro lado, seguimos vivos”.

Vayntrub como Squireel Girl, junto a su mejor amigo la ardilla Tippy-Toe.

Biegel aclara que la persona de la que está hablando no es Jeph Loeb, pero la referencia hace pensar en Ike Perlmutter, una figura (como mínimo) polémica. Fue durante 20 años el presidente del grupo editorial Marvel y en la década pasada fueron famosos sus choques con Feige por los personajes de la editorial, al punto que en 2015 Disney decidió saltear a Perlmutter y que el director creativo de MCU tenga libertad absoluta de acción. La división de televisión, sin embargo, reportó a Perlmutter hasta 2019. Y Perlmutter no fue técnicamente despedido, pero su puesto en Marvel es más honorario que otra cosa.

“Si Marvel hubiese rechazado la serie por su calidad, cerraría la boca”, continuó Biegel en su hilo, “en noches como esta no puedo dormir porque me enoja que estos personajes no hayan salido a la luz, y todo por la agenda personal de un ejecutivo. Amaba nuestra serie y nuestro elenco, porque decía que todos los descastados y los raros eran bienvenidos”.

Mr. Immortal y Squirrel Girl tendría una historia de amor-odio.

Biegel claramente quiere tener un futuro en Hollywood. Por lo tanto, borró sus tweets al día siguiente haciendo la broma de que le dejó la cuenta por un rato a Ryan Reynolds. Un vocero de Marvel negó las acusaciones de Biegel y dijo que la decisión de no salir al aire había sido del canal Freeform y no de Marvel Television.

La historia de Marvel Television tuvo un final feliz. En 2019 Disney tomó la decisión de eliminar por completo la división de televisión, generando una unidad paralela de producción que dependería de Kevin Feige. Es, claro, la que nos trajo las series de Marvel de Disney+.

Vayntrub, por su parte, pudo interpretar a Squirrel Girl en varios cortos animados de la serie Marvel Rising (disponible en Disney Plus). Nos queda la esperanza de ver al personaje de Squirrel Girl en una futura serie o película del MCU.

La Cosa ahora es digital e interactiva para que nos leas, veas y escuches donde y como quieras. La conseguís haciendo click acá y nos ayudás a seguir muchos años más junto a vos.

Contenidomante. Fundamentalista de Johnnie To, PS Vita y Amy Sherman-Palladino. Le gustó Jupiter Ascending así que de ser vos no confiaría mucho en sus opiniones.