miércoles, octubre 23, 2019

A pesar de ser una máquina multimillonaria de hacer películas y darnos buenos momentos, el MCU tuvo su dosis de drama cuando Edward Norton decidió dejar de ser Hulk. Seguimos sin saber bien qué pasó exactamente, pero el propio actor reveló importante información al respecto esta semana.

En un perfil hecho por el New York Times, el actor contó que propuso dos películas distintas para el personaje: «Les propuse un arco de dos películas: El origen y luego la idea de Hulk como soñador consciente, el tipo que puede manejar el viaje. Me dijeron: ‘¡Eso es lo que queremos!’, pero resulta que no fue así«.

Las ideas de Norton iban a explorar una versión mucho más oscura de Hulk. Finalmente, el actor decidió bajarse por distintas razones. Por un lado, llevar adelante el arco del personaje iba a llevar muchos años y no estaba dispuesto a hacerlo. El dinero que le ofrecían tampoco era demasiado tentador, teniendo en cuenta el tiempo que iba a dedicarle al proyecto. Y, por último, las ideas que había propuesto no se iban a llevar adelante, por lo que tampoco quería involucrarse demasiado en algo que no lo convencía del todo.

Las cosas no terminaron demasiado bien con Kevin Feige, pero el MCU siguió su camino y Norton continuó haciendo otro tipo de cosas. Ahora se prepara para estrenar Huérfanos de Brooklyn (Motherless Brooklyn, 2019) dentro de muy poco.

Fuente: NYT

Editor. Todavía espera ser un Power Ranger o el próximo Doctor Who, lo que ocurra primero.