martes, marzo 21, 2023

The Idol, la próxima serie del creador de Euphoria, Sam Levinson, se encuentra en el ojo de la tormenta. La producción creada por Levinson, The Weeknd y Reza Fahim enfrenta un gran conflicto a causa de un artículo que echa luz sobre los conflictos detrás del show.

Protagonizada por el propio Abel Tesfaye y Lily-Rose Depp, la historia está ambientada en el contexto de la industria de la música y su detrás de escenas, y se centra en un gurú de la autoayuda y líder de un culto moderno, que desarrolla una relación complicada con un ídolo del pop en ascenso.

Al elenco lo completan Troye Sivan (Boy Erased), Hari Nef (Transparent), Debby Ryan (Insatiable), Steve Zissis (Togetherness), Rachel Sennott (Bodies Bodies Bodies) y Jennie Kim de Black Pink, y tenía planeado su estreno para esta primera mitad de 2023 en HBO. Pero podría demorarse.

ATRACCIÓN FATAL: TRAILER DE LA SERIE

Los escándalos detrás de The Idol

The Idol
HBO

Ahora, un informe de Rolling Stone revela detalles sobre los problemas que se están gestando detrás de cámaras en The Idol. Según lo dicho por 13 fuentes anónimas, la producción se describe como un desastre absoluto. En particular, se hace foco en que la filmación está retrasada y los guiones se terminaron tarde. 

El reporte también profundiza en cuántos de los que han trabajado en The Idol se han mostrado en desacuerdo con las reescrituras que ocurrieron después de que Levinson se unió al proyecto y desvió el enfoque de la perspectiva femenina:

¿Qué estoy leyendo aquí? Era como una tortura sexual pornográfica.

Describió una de las fuentes.

Otra agregó:

Era como cualquier fantasía de violación que cualquier hombre tóxico tendría en el programa, y ​​luego la mujer regresa por más porque hace que su música sea mejor.

La Cosa ahora es digital e interactiva para que nos leas, veas y escuches donde y como quieras.

La conseguís en nuestra tienda y nos ayudás a seguir muchos años más junto a vos.

Escritora, community manager y entrevistadora. Fan de Superman, team DC, puede hablar a base de frases de Friends o Los Simpson.